Slide background
Slide background
Slide background

Galería

 

MISTERIO

El nombre es por algo… para nosotros, los humanos del CYD, es un verdadero MISTERIO que este caballito, que sufría abandono y desnutrición severa cuando lo encontramos, se bajara del camión a su llegada al Albergue y nos lamiera las manos a todos los que nos acercábamos cerrando los ojitos… ni sombra de rencor ni maldad… hoy crece tranquilo junto con un grupo que le acepta muy bien y aunque tiene menos de dos añitos, será algún día fuerte y robusto gracias a los mimos… necesita urgente alguien que continúe con nuestra labor con él para que algún día sea un fantástico caballo de silla.

APADRINAR Volver