Slide background
Slide background
Slide background

Galería

 

JAQUITA

Aunque no pudimos disfrutar de ella mucho tiempo, es una de las yeguas a las que recordamos con mucho cariño. La situación de Jaquita nos la denunció una vecina de Algeciras, cuando la vimos por primera vez parecía que habíamos llegado demasiado tarde… Sin embargo, pudimos rescatarla y darle una segunda oportunidad en el CYD. Lamentablemente, algunas veces, el deterioro físico y la tristeza son tan profundos que ni los mejores cuidados ni todo el amor del mundo pueden cambiar una situación irreversible. Cuando un caballo llega al CYD tras llevar varios meses sin apenas haber sido alimentado, necesitamos más o menos un año para que pueda verse una mejoría sustancial. Por desgracia, con Jaquita, no tuvimos tiempo, y a los pocos meses de estar con nosotros, se fue como había vivido en silencio, sin molestar a nadie…

Volver